Blogia
Las mujeres de Villa Grimaldi

TESTIMONIO: RIELES BAHIA DE QUINTEROS






4 de Mayo de 2007


Inauguran en Villa Grimaldi memorial con rieles hallados en Quintero


En imponente monumento en forma de cubo se integró el material ferroviario con los que agentes de organismos represivos de la dictadura amarraron cuerpos de torturados antes de lanzarlos al mar desde helicópteros.

Este sábado 5 de mayo a las 11 horas será inaugurado en el Parque por la Paz Villa Grimaldi (avenida José Arrieta 8401, Peñalolén) el proyecto museográfico Testimonio Rieles Bahía de Quintero.

La iniciativa gestionada Corporación por la Paz Villa Grimaldi recibió el financiamiento del Gobierno, a través del Programa de Derechos Humanos del Ministerio del Interior y Codelco.

El monumento fue construido con rieles encontrados en el sector Bajos de Cochrane, cerca de la bahía de Quintero, entregados por el magistrado Juan Guzmán Tapia.

El material de la línea ferroviaria fue empleado por los funcionarios de los aparatos represivos del gobierno militar para amarrar a los detractores previamente torturados para luego ser lanzados al mar.

De acuerdo a la corporación, los cuerpos eran posteriormente “metidos en sacos y subidos a helicópteros Puma por agentes de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA) en la base aérea de Peldehue o el aeródromo de Tobalaba”.

“Los pilotos del Comando de Aviación del Ejército emprendían rumbo a la costa con su carga de muerte y allí lanzaban al mar sus víctimas con la esperanza de que el peso de los rieles impidiera que los cuerpos salieran a flote”, agregó.

El organismo recordó que el 12 de septiembre de 1976, emergió desde el fondo del océano el cadáver de Marta Ugarte en la playa La Ballena, ubicada entre Los Molles y Los Vilos.

Fue ésa “la única evidencia de esa monstruosa forma de aniquilamiento aplicada a cientos de prisioneros de la dictadura. Ella había sido detenida el 9 de agosto del mismo año y luego fue brutalmente torturada por el grupo Delfín de la Brigada Lautaro, dirigida por Germán Barriga de la DINA”.

La corporación destacó que “desde un primer momento estuvo consciente de de que esos pedazos de metal, además de su valor judicial, histórico, simbólico y museológico, poseían una gran importancia afectiva para los familiares de los detenidos desaparecidos.

El monumento que se inaugurará este sábado es un cubo de cinco por cinco metros, girado respecto del plano horizontal, como un elemento “contenedor” que da cuenta de la pérdida de orientación e inestabilidad histórica, la no gravedad y la flotación en silencio.

Es un volumen revestido con láminas de cobre a modo de “manto” que recorta la silueta del cubo contra el cielo. El cobre, en el que descansan los testimonios históricos, es un material resistente a la intemperie que acusa el paso de los años en su pátina verde envejecida.

En la construcción del espacio de exhibición y resguardo de los rieles participaron los arquitectos Juan Pablo Araya y Leonel Sandoval, mientras que los conocimientos técnicos para la correcta manipulación y conservación de los rieles corrieron por cuenta de Johanna Maria Theile Bruhns.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres